fbpx
Baloncesto

Luka Doncic, el maestro de lo que no se puede enseñar

Luka Doncic NBA
Luka Doncic está en su segunda temporada en la NBA /Foto AFP

Si hay alguien que vio muchos juegos en la NBA, fue Gregg Popovich. Con 71 años de edad, ha tenido el suficiente tiempo para ver a basquetbolistas ir y venir, por lo que será sumamente complicado sorprenderlo. Sin embargo, ni siquiera esa mirada abarrotada de baloncesto, evitó ser deslumbrada por Luka Doncic.

El esloveno se convirtió en una de las figuras de la liga más competitiva del mundo con solamente 126 encuentros disputados. Lo consiguió con unas condiciones tremendas, pero son sus intangibles lo que sorprendió al director técnico de los Spurs de San Antonio. Driblar, encestar y defender se puede enseñar y mejorar. Adelantarse al rival, pasar viendo en otra dirección y controlar un difícil escenario como la NBA, no.

“No es Magic (Johnson), pero tiene la visión en la pista que tenía Magic. Eso no se puede enseñar. Es muy intuitivo”, dijo Popovich sobre el alero, armador y anotador de los Mavericks de Dallas. “Tiene mucho talento. Es realmente impresionante”.

En su segundo año en la NBA, Luka Doncic tiene promedio de 28.7 puntos, con 9.3 rebotes y 8.7 asistencias. Con apenas 21 años de edad, el europeo roza una triple decena en su línea estadística. Sin embargo, mostró aprendió sistemas de juegos rápido, los ejecutó y se convirtió en el líder de una franquicia.

Luka Doncic, un diamante que se pulió en Madrid

En la actualidad, gira, dribla y asiste a Kristaps Porzingis con mucha facilidad. Luego, ataca a la defensa rival y anota una bandeja sin mostrar intranquilidad. Pero también encesta triples a distancias que pocos colegas puede emular. Todo lo hace con una camiseta que dice “Dallas” en el pecho, aunque todo nació en Madrid.

Doncic llegó a las categorías inferiores del Real Madrid cuando tenía 12 años de edad. En ese momento, su físico hablaba por sí solo, aunque el equipo detectó un talento generacional. Pablo Laso, exitoso entrenador del conjunto merengue, pulió las condiciones hasta entregarle la responsabilidad de estar en el primer equipo.

El 30 de abril de 2015 Luka Doncic se convirtió en el debutante más joven en la historia del Real Madrid con 16 años. Con solo unos segundos en cancha, encestó un triple y le dio una asistencia a Sergio Rodríguez, para enseñarle al mundo que nació una estrella.

“Anota, rebotea, da asistencias, juega uno contra uno… Hace de todo. Por madurez e inteligencia parece 10 años mayor de su edad”, así lo definió Dejan Bodiroga, exjugador serbio que también presenció a muchos basquetbolistas, pero pocos como el esloveno.

En Europa moldeó un currículo más que envidiable. Ganó un Eurobasket con Eslovenia, una Euroliga, una Intercontinental, tres Ligas y dos Copas en 216 partidos con el Real Madrid. En esos títulos Luka Doncic no fue un mero espectador, y un puñado de lustrosos galardones de mvp lo pueden confirmar.

Y dos años después, se convirtió en una figura de la NBA, donde rivales y legendarios jugadores reconocen sus condiciones. También lo elogian, porque respetan el talento. “Impone su ritmo todas las noches. Va a ser una estrella”, sentenció Stephen Curry.

Acerca del autor

César Sequera

Comunicador Social venezolano, egresado de las Universidad Católica Santa Rosa (UCSAR) en 2013, enfocado en la fuente deportiva. He cubierto las últimas seis temporadas de la LVBP. Atento a las estadísticas, encariñado con el juego y creyente que todo protagonista tiene una historia por contar.

Agregar comentario

Click aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.