fbpx
Columnistas

José Altuve: ¿yips o simplemente errores?

José Altuve está atravesando posiblemente el peor momento en su carrera, tras una pérdida repentina e inexplicable de habilidades.
José Altuve / Sean M. Haffey/Getty Images/AFP

Como si fuera poco estar en el medio del ojo del huracán después de que su equipo fuese castigado por robar señas durante la Serie Mundial de 2017, José Altuve está atravesando posiblemente el peor momento en su carrera. 

El mánager de los Astros, Dusty Baker, admitió que Altuve podría estar lidiando con una de las situaciones más temidas por cualquier jugador. Esta particular circunstancia es conocida como “yips”, término en inglés para una pérdida repentina e inexplicable de habilidades.

Altuve no cometió un solo error en tiros durante la temporada regular. Pero, increíblemente, ha cometido cuatro errores en nueve partidos de postemporada esta campaña. Entre ellos, tres en los últimos dos días, que han sido sido claves para las derrotas de los Astros el segundo y tercer juego de la serie de campeonato de la Liga Americana.


Lee también:


Steve Sax, Novato del Año en 1982, cinco veces campeón Todos Estrellas y dos veces campeón de la Serie Mundial, sufrió de problemas como esos en la década de 1980. Lideró las mayores con 30 errores en 1983, todavía un récord para un intermedista. 

También está la historia de Rick Ankiel. Él fue seleccionado en la segunda ronda del Draft en 1997 como un cotizado prospecto en la escuela secundaria. Ankiel estaba lanzando en la postemporada del 2000 para los Cardenales de San Luis cuando de repente no pudo lanzar strikes. En cuatro entradas de playoffs ese año, Ankiel caminó a 11 bateadores e hizo nueve lanzamientos descontrolados. Luego se convirtió en jardinero y terminó jugando hasta 2013.

Altuve es el tercer segunda base en los últimos años en unirse a este club, uniéndose a Sax y Chuck Knoblauch. Al igual que el venezolano, Knoblauch ganó un Guante de Oro por su desempeño defensivo al principio de su carrera, antes de adquirir los yips. Desde que ganó el Guante de Oro en 1997, cometió 31 errores combinados en las temporadas 1999 y 2000.

Sin embargo, el astroboy ha podido responder con el madero, batiendo la marca de cuadrangulares para venezolanos que estaba en poder de Miguel Cabrera. Ya para el cuarto y quinto juego, Altuve no ha cometido otro error; aunque lanzo un piconazo que su compañero Yulieski Gurriel pudo salvar en una jugada de rutina.

Queda esperar cómo terminará la serie, que a la entrega de esta columna va 3-2 a favor de los Rays de Tampa Bay. ¿Seguirá el gran jugador venezolano bajo la sombra de los yips o podrán él y los Astros voltear la tortilla y avanzar a la Serie Mundial?

Acerca del autor

Fernando Huncal

Soy abogado venezolano, apasionado por el deporte. Master en Derecho y Gerencia Deportiva. Agente General Certificado MLBPA.

Agregar comentario

Click aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.