fbpx
Otros deportes

¿Conoces el pádel? Renny Vega sí, es el número uno de Venezuela

Renny Vega y Fernando Prado, la pareja número uno de Venezuela en pádel / Renny Vega

El error en la salida que le costó el gol del empate ante Bolivia en La Paz aquel 7 de junio de 2013 lo acompaña. Renny Vega, el portero de las paradas felinas y el juego de pies tiene ese estigma, hasta después de retirarse del fútbol con el Zulia en 2017. A partir de allí comenzaría una nueva etapa de su vida, una en la que sueña volver a representar a Venezuela pero en el pádel.

Pero esa pifia no es el único recuerdo que sigue fresco en la memoria de los fanáticos vinotintos. En la Copa América del 2011 en Argentina, donde Venezuela fue cuarta, subió a cabecear en un tiro de esquina, en la última pelota del partido ante Paraguay y asistió para que Grenddy Perozo anotara el 3-3 final.

Defendió la camiseta de la vinotinto en los países que pudo. Según datos de @SoccerDataVEN, es el portero con más juegos jugador (63), minutos en cancha (5403) y arcos en cero (20). “Muchos me consideran como el mejor arquero en la historia de la selección. Ahí están los registros, nadie me regaló nada. Igual los récords están para romperse. Muy poca gente le da valor a las cosas que uno ha hecho por la selección”, le dijo Renny al portal El Diario.

Aunque los días de fútbol no han quedado del todo atrás, es embajador del Deportivo La Guaira, su tiempo ahora se lo dedica a un deporte llamado pádel. Es de origen mexicano y se parece más al tenis que a su querido fútbol, ese del que ya hasta dejó de caimanear. “No, ya ni eso hago, me aburrí de caimanear”, afirmó.

Precisamente por medio de los dueños de La Guaira, conoció el pádel. “A través de ellos conocí el deporte. En la sede del club tienen unas canchas y cuando lo vi se me pareció mucho a la raqueta de playa. Ya tengo dos años practicándolo”.

Y no le ha ido mal. Aunque el pádel todavía no cuenta con una federación en Venezuela, los “padeleros” llevan su ranking. Renny Vicente Vega comenzó en tercera división y no pasó por segunda, fue subido directamente a primera y ahora, junto a su compañero, Fernando Prado, pueden decir que la pareja es la número uno de Venezuela.

Renny Vega ha ganado varios torneos que se organizan en Caracas / Renny Vega

¿Pádel? ¿Con qué se come eso?

El pádel es una disciplina de origen mexicano, tan parecido como diferente al tenis. La superficie donde se juega es similar, aunque el pádel no tiene las pistas laterales que en tenis se utilizan para el dobles.

A la pelota se le golpea con una pala, no con una raqueta y los partidos, todos, se juegan en pareja. También en los costados tiene paredes en los que la pelota puede rebotar para devolverla al campo contrario.

“Es un deporte que se adapta mucho a mi fisionomía, porque para jugarlo debes ser ágil. La pelota viene muy rápido y los botes con el vidrio provocan muchas curvas, efectos. Cuando comencé tuve que acostumbrarme a los globos y los drives, no los conocía mucho pero ya me he adaptado”.

La práctica de la disciplina en Venezuela se centra principalmente en la capital. “El nivel del pádel es importante. Hay un grupo de padeleros de primera división que queremos que sea federado, que tengamos ranking internacional para armar una selección y competir en otros países”.

El jugador nuevo que ya todos conocían

En sus años con la vinotinto, Renny Vega fue un jugador de esos que jamás pasó desapercibido. Unos lo critican, otros prefieren recordar la seguridad que le dio al arco en una etapa donde Venezuela dio pasos importantes en competiciones internacionales.

Es por eso que llegar con una pala en la mano, a pesar de ser “el nuevo”, no fue un problema. “Los jugadores me reconocían, aunque les parecía extraño que un jugador de fútbol estuviese jugando pádel. Como te puedes imaginar al principio no sabía nada de la disciplina pero me puse a ver videos y a investigar. Así soy yo cuando me propongo una meta”.

Así comenzó a jugar en tercera división, allí ganó un par de torneos hasta que fue promovido a primera. Allí conoció a quien es hoy la pareja con la que ocupa la cima del ranking nacional, el caraqueño Fernando Prado.

“Él es tenista y se le hizo más fácil la transición al pádel. Aunque ellos no acostumbran a tener un vidrio donde la pelota puede pegar pero nos ha ido muy bien. En tercera división fui intercalando compañeros hasta que cuando llegué a primera lo contacté y le dije que quería jugar juntos”.

La compañía le ha resultado positiva. Vienen de ganar un torneo y se preparan para el mes de diciembre donde se tiene previsto una Copa Navidad. Va dos o tres veces a la semana al gimnasio para fortalecer, principalmente, el hombro.

A diario se mantiene dentro de una cancha de pádel dos o tres horas al día. Cuando sale de la misma continúa su labor como embajador del Deportivo La Guaira. Su carrera como deportista está lejos de terminar, ahora se enfoca en conservar el primer puesto del ranking nacional en el pádel, hacer que la disciplina crezca y volverse a poner la vinotinto, pero en otro tipo de cancha y con otro tipo de pelota.

Acerca del autor

Miguel Ángel Valladares

Soy periodista egresado de la Universidad Fermín Toro de Barquisimeto, Venezuela en 2007. Fui fundador y coordinador de deportes del Diario La Prensa de Lara por ocho años. Me apasiona el deporte. Cubrí eventos internacionales como la Copa América 2007 y 2011. Me gusta contar historias.

Agregar comentario

Click aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.