fbpx
Beisbol LVBP

Erick Leal, un talento que vio su carrera peligrar

Erick Leal-Magallanes-LVBP
Erick Leal ha sido el mejor pitcher de la LVBP. Prensa Magallanes

Durante las últimas semanas, el nombre de Erick Leal se escucha bastante en las discusiones del beisbol entre venezolanos. No es algo que sorprenda. El derecho de los Navegantes del Magallanes se ha consagrado como el gran candidato para ganar el Pitcher del Año de la Liga Venezolana de Beisbol Profesional (LVBP), algo que parecía imposible en 2016.

Para ese año, Leal pensó que se había terminado su carrera. Sufrió una delicada operación en su codo derecho que, aunque una operación Tommy John podía solucionar, las evaluaciones de los médicos no eran muy prometedoras.

No participó en ningún encuentro durante la temporada de las ligas menores en 2017 y se perdió el primer mes de 2018. Su evolución era lenta, los reportes no eran buenos y los médicos mantenían que no estaba lista para lanzar. Parecía que se acaban los motivos para que su organización de ese momento, los Chicago Cubs, lo mantuvieran dentro de sus filas.

“Realmente pensé que todo se había terminado”, afirmó el pitcher en una entrevista para Baseball America. “Pero tuve algunas bendiciones. Tenía a mi esposa, mi hijo, y ellos me ayudaron a mantenerme siempre positivo”.

Sin embargo, esa inactividad llegó en un momento complicado de su carrera. Ya tenía 21 años, por lo que tenía poco tiempo para demostrar. A esa edad, muchos prospectos ya están tocando las puertas de las Grandes Ligas, mientras que Leal estaba dentro de un consultorio sometiéndose a pruebas médica para ver la evolución de su codo.

“Cuando estaba haciendo mi recuperación pensaba, ‘estoy envejeciendo, tengo que trabajar duro, tengo que volver realmente bien porque no tengo tiempo que perder’”, afirmó Leal. “Eso es lo que probé a mí mismo, que podía hacer eso”.

Durante la temporada de 2018 dejó efectividad de 1.70, durante las 63.2 entradas que lanzó con la sucursal Clase-A fuerte de los Cubs. Sin embargo, en 2019 aceptó un promedio de 5.42 carreras limpias cada nueve entradas lanzadas en dos niveles de las ligas menores, lo que provocó que en Chicago perdieran la fe en sus condiciones.

“Para ese momento todavía no estaba al 100%. Estaba cerca, pero todavía me faltaba un poco”, comentó el valenciano.

El cambio de Erick Leal, la llave para volver a MLB

Las razones por las que los Cubs dejaron en libertad a Erick Leal son desconocidas. Quizás por tener 25 años de edad, o por los problemas que tuvo durante 2019 o la pandemia, que obligó a numerosas organizaciones a desprenderse de jugadores para gastar menos dinero en salarios, pero la realidad es que ya no pertenece a Major League Baseball (MLB).

Solamente por eso recibió la oportunidad para jugar con Magallanes, algo que los Cubs le negaron por mucho tiempo. Y en Venezuela perfeccionó un pitcheo que es lo suficientemente bueno para recuperar esa estampa de promesa en MLB: el cambio de velocidad.

Porque por su velocidad, no volverá a tener empleo en los Estados Unidos. Leal es un lanzador que apenas llega a las 92 millas por hora con su recta, por lo que fue su curva lo que le ayudó por mucho tiempo a retirar contrarios. Sin embargo, recientemente enseñó un cambio que lo convirtió en el brazo más efectivo en la LVBP. Fue la principal herramienta para medirse a los Leones del Caracas, a los que derrotó el pasado 23 de diciembre.

Tras esa buena presentación, Leal se consagró como el mejor abridor de Carlos García. Tiene marca de 3-1 con 1.11 de efectividad, con 17 ponches en 24.1 entradas de labor. Lidera el circuito en WHIP (1.03) y triunfos obtenidos, razones que lo convierten en el favorito momentáneo por el premio Carrao Bracho.

“Lo estoy lanzando bastante bien”, afirmó Erick Leal sobre su envío secundario. “Lo estuve trabajando por mucho tiempo porque no puedo usar mucho mi recta. Además, no quería utilizar tantos envíos quebrados desde la operación, así que lo mejoré todos los días y ahora es bastante bueno”.

El prospecto que ya no es

Por mucho tiempo, Erick Leal sintió la atención que reciben los jugadores que reciben la etiqueta de “prospecto”. Los Cubs lo colocaron entre sus mejores 20 promesas en 2018 y 2019, por lo que sorprendió cuando decidieron despedirlo en 2020.

Perder esa etiqueta ansiada por todo joven fue un golpe repentino para el venezolano. Pero lejos de lamentarse, se incorporó a Magallanes, donde no tenía un puesto seguro en una rotación repleta de figuras y poca confianza del cuerpo técnico.

Pero poco a poco se ganó un espacio. Leal no ha concedido carreras en cuatro de sus cinco presentaciones, incluyendo las siete entradas en blanco que le lanzó a los Bravos de Margarita el 18 de diciembre. Se trató de la salida más larga de su carrera en Venezuela y una de las mejores aperturas que tuvo un iniciador eléctrico durante los últimos años.

Quizás ya no sea un prospecto, pero sí es un pitcher maduro. Tiene herramientas para dominar a los rivales y todo lo necesario para volver a MLB. Ese sentimiento de zozobra porque su carrera pudo haber terminado, se convirtió en motivación.

“Siento en este momento que mis lanzamientos están volviendo. Tal vez incluso mejor. Recientemente obtuve un mejor control de todos ellos, lo que está siendo la clave. Creo que todo volverá a ser como antes”, cerró.

Acerca del autor

César Sequera

Comunicador Social venezolano, egresado de las Universidad Católica Santa Rosa (UCSAR) en 2013, enfocado en la fuente deportiva. He cubierto las últimas seis temporadas de la LVBP. Atento a las estadísticas, encariñado con el juego y creyente que todo protagonista tiene una historia por contar.

Agregar comentario

Click aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.