fbpx
Motores

Fórmula 1 tomó una nueva vida gracias a Netflix

Fórmula 1-Motores-Netflix
La Fórmula 1 tomó vida con su documental de Netflix. Foto AFP

La Fórmula 1 cumplió su misión. Un público más joven se interesó en la competencia, siguieron las últimas noticias y comparten videos dentro de sus redes sociales. Salió a la perfección el plan que idearon y todo gracias a su documental Drive To Survive, en Netflix, que estrenó su tercera temporada.

Desde que se empezaron a transmitir los episodios y se convirtió en uno de los contenidos más vistos de la plataforma, los resultados que llegaron son más positivos. La Fórmula 1 es más joven, más femenina y menos europea.

“Es una de las iniciativas que hemos intentado para abrir este deporte, abarcar un público más amplio, pero también seguir sirviendo a los fanáticos”, aseguró a la agencia de noticias AFP Ian Holmes, director de los derechos mediáticos para el promotor del campeonato del mundo, Fórmula 1.

Fue un éxito rotundo que arrancó en enero de 2017. Para ese momento el grupo estadounidense Liberty Media adquierió los derechos comerciales de la máxima competencia motor, lo que puso fin a 40 años de reinado del británico Bernie Ecclestone. 

La temporada 2020 de la Fórmula Uno se llevó a cabo con éxito y, hoy por hoy, llegó a su final en un año atípico pero repleto de emociones.
Los pilotos ya ven los beneficios del documental / F1

Ese acuerdo terminó la era de la “exclusividad”. El deporte, con un público envejecido, abrió sus puertas para garantizarse un futuro, primero en las redes sociales y después en la plataforma de ‘streaming’.  “Fue lo que les permitió a las personas meterse entre los entresijos del campeonato, concentrándose en las diferentes personalidades dentro de las escuderías”, explicó Holmes.

La temporada 1 de ‘Drive to survive’ constó de diez episodios consagrados al campeonato del mundo de 2018. Se estrenó en febrero de 2019, unos días antes del inicio del Mundial, seguida por una segunda en 2020 y de una tercera en 2021, que ya está disponible.

Los datos de Netflix no son públicos, sin embargo, Holmes sonrió en cada oportunidad que lo observó. “Sabemos que los índices de visionado de la serie han sido muy elevados. Todo en muy poco tiempo. Estamos en lo alto de la lista (de programas más vistos), junto a los de crímenes y los de cocina”, aseguró el directivo.

Fórmula 1 recuperó el interés del público

Por mucho tiempo la Fórmula 1 sufrió de los problemas que tienen en las Grandes Ligas. Los que constantemente encendieron el televisor para ver las carreras era un público mayor, pero jóvenes pocos. Además, dentro de las redes sociales desaparecieron las tendencias provenientes de la disciplina motor.

Se necesitaba algo que lograra atraer a la juventud. Que, al menos por unas horas, apagaran sus celulares, se alejaran de las redes sociales y le dieran una oportunidad a la F1. Con una serie de Netflix lo consiguieron.

La Fórmula 1 consiguió más público. (Photo by Ben STANSALL / POOL / AFP)

“Es muy satisfactorio desde el punto de vista de la audiencia, pero sobre todo de su naturaleza”, añadió Holmes. “El aficionado está implicado, pero sobre todo el que no es fan, el que lo es ocasionalmente o el antiguo aficionado”. 

La serie ha tenido un gran éxito en Estados Unidos, donde otras disciplinas del automovilismo, como la Nascar o la IndyCar son más populares. Sin embargo, en Latinoamérica también se observó mucho, donde el baloncesto y el fútbol son las disciplinas reinas.

“Es una de las iniciativas de marketing más exitosas de la Fórmula 1”, se felicitó Jess McFayden, directora de estrategia digital del grupo de medios especializados Motorsport Network, durante un coloquio virtual celebrado a mediados de marzo. “Los deportes del motor están entre los menos accesibles, contrariamente al fútbol. La serie abre las puertas”.

Éxito en todo sentido

Ziahn, de 17 años, estudiante en un liceo y promesa del esquí francés, es el perfecto ejemplo del triunfo que logró la Fórmula 1. Descubrió la serie por azar y ahora “no me lo pierdo por nada” ni siquiera las sesiones de entrenamientos. “Antes no entendía nada, solo miraba los coches que iban dando vueltas. Ahora comprendo a los pilotos, a las escuderías, las estrategias”, explicó.

Por su parte, los pilotos también se vieron favorecidos. Nombres como Lewis Hamilton, Valtteri Bottas o Charles Leclerc son conocidos ahora por una gran parte de espectadores que antes ni seguían las carreras. Sus redes sociales aumentaron de seguidores y, por ende, despertaron más interés de posibles patrocinantes.

Netflix - Temporada 3 de 'Drive To Survive': Ya puedes ver la esperada  temporada 3 de 'Drive to Survive' | Marca
Drive to Surve salvó a la Fórmula 1

“Es interesante de ver las diferentes personalidades porque, aparte de sus cascos, los pilotos no eran demasiado conocidos. El hecho de ver los entresijos me ha atrapado y me ha dado ganas de volver a ver las carreras”, comentó Thomas, de 34 años y empleado de la gran distribución. 

Para la Fórmula 1 la apuesta se ha revelado ganadora: “Si alguien no se pone a seguir en directo este deporte, pero mira los 400 minutos de ‘Drive to survive’ (la duración aproximada de cada una de las temporadas) eso ya tiene un valor”, destaca Holmes.

“Esos también son aficionados y es una manera más amplia de captar su atención. Podemos interactuar con ellos (…). Ellos miran, consumen. Y hay muchos patrocinadores visibles en la serie”, concluye el responsable.

Acerca del autor

César Sequera

Comunicador Social venezolano, egresado de las Universidad Católica Santa Rosa (UCSAR) en 2013, enfocado en la fuente deportiva. He cubierto las últimas seis temporadas de la LVBP. Atento a las estadísticas, encariñado con el juego y creyente que todo protagonista tiene una historia por contar.

Agregar comentario

Click aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.