fbpx
Beisbol

Jack Leiter y el no hit no run que recordó a su padre

Jack Leiter lanzó un juego sin hit ni carreras como su papá en 1996 / NJ.com

El apellido Leiter no es común, pero tiene un significado importante en el béisbol. Al es un espigado lanzador zurdo que, en 19 temporadas, ganó 162 juegos dejando una efectividad de 3.80. Jack, su hijo, también es lanzador pero de la mano derecha. Con una bola rápida que pasa bateadores, este sábado emuló una hazaña de su padre. ¿Sabes qué hizo?

Con 21 años, Jack Leiter es una de las joyas de la liga universitaria en la que lanza para Vanderbilt Commodores. Periodistas de la fuente de béisbol lo colocan en el primer puesto del draft del 2021 para firmar con un equipo de Grandes Ligas, como lo hizo en su momento su padre. Y aunque es universitario aún, ya dio luces de lo que es capaz de hacer.

Este sábado, el derecho de los Commorodes lanzó un no hit no run ante la Universidad de Carolina del Sur. ¿Dónde está la particularidad? Primero, el lanzar una joya desde el montículo y segundo, su padre también lo logró pero en las ligas mayores en 1996 con los Marlins de Florida. Para ese momento Jack no había nacido.

Leiter abrió el juego ante Carolina del Sur dándole base por bolas al primer bateador, luego estuvo intratable. Sacó los 27 outs de forma consecutiva, ponchando a 16 bateadores. Para cumplir la hazaña que vivió su padre hace 25 años, Jack utilizó 124 lanzamientos.

“Caminar al primer jugador, obviamente, no es algo que quieras hacer. Pero yo diría que no fue hasta la quinta, sexta, séptima entrada, cuando comenzó a sentirse diferente a otros juegos”, le dijo Leiter a ESPN posterior al juego.

El último out fue un ponche. Como es costumbre en este tipo de juegos, sus compañeros corrieron hasta la lomita a abrazarlo. Leiter, con mucha calma, solo sonrió y los saludó. Parecía que aún no digería lo que había conseguido luego del ponche a su contrario con una bola rápida afuera del plato.

¿Qué tiene ese muchacho en el brazo?

Quizás su velocidad no llame tanto la atención porque no lanza 100 millas. Sus lanzamientos rápidos constantemente están en las 90 millas, mientras que la curva está en un segundo plano en su repertorio.

Este sábado se enfrentó a una Universidad de carolina del Sur que no recibía un no hit no run desde 1990. “Nadie dijo nada, fue algo tácito, simplemente hice lo mismo que hice en cualquier entrada. Simplemente me sentaba en silencio y ordenaba mis pensamientos. Realmente trato de decir siempre, ‘próximo lanzamiento, próximo lanzamiento, próximo lanzamiento’, y simplemente me quedo en el momento”.

Leiter es una de las piezas de una gran rotación de Vanderbilt. El hijo de Al tiene como compañero a Kumar Rocker, de quien se dice sería el tercero en el draft de MLB. En 2019, este último lanzó un juego sin hit ni carreras en los súper regionales ante Duke. En esa oportunidad guillotinó a 19 contrarios.

Y no es cuestión casual que Vanderbilt tenga una reputación de ser una universidad de buenos pitchers. Desde que Scott Brown es coach de lanzadores ese departamento ha mejorado. De hecho, según reportes de Kendall Baker, este equipo tiene tres años seguidos con una rotación de menos de 3 puntos de efectividad.

El periodista Dayn Perry escribió sobre Jack Leiter. “Su bola rápida puede llegar a mediados de los 90. Su bola curva de arriba hacia abajo es devastadora y tiene un control deslizante de calidad. Desde entonces, agregó un cortador, y se dice que está decidido a mejorar su cambio”.

Jack tiene la responsabilidad de extender el legado de los Leiter

Al Leiter es su padre. Aunque lanzaba con la mano contraria a la suya, tiene muchas características que lo hacen similar. Durante las 19 temporadas en las que estuvo en Grandes Ligas vistió los uniformes de los Yankees, Blue Jays, Marlins y Mets. Para la campaña del 2005 regresó a Nueva York para despedirse con los “mulos”.

Su gran hazaña la cumplió el 11 de mayo de 1996 ante Colorado en la victoria de los Marlins 11 por 0. Fue el primer juego sin hits de la franquicia, precisamente en un año en el que se coronaron ante los Indios.

Leiter tuvo la responsabilidad de lanzar el séptimo juego de la Serie Mundial ante Cleveland. Trabajó por espacio de 6 entradas permitiendo dos anotaciones, para irse sin decisión. Su equipo ganaría el juego en 11 entradas con el recordado hit de oro del colombiano Edgar Rentería.

Al Leiter fue un lanzador rendidor en 19 temporadas en Grandes Ligas / Mets

Su segundo anillo de Serie Mundial lo ganó tres años después con los Yankees de Nueva York. Entre 1995 y 2004 acumuló 10 temporadas consecutivas ganando por lo menos 10 juegos. En ese año 2000 en el que fue campeón, se llevó 16 triunfos por ocho derrotas con una efectividad de 2.63.

Su tío, Mark Leiter, también tuvo una larga carrera de 11 años en las ligas mayores. En dos de esas temporadas ganó 10 juegos con Filadelfia y San Francisco. Su primo, Mark Leiter Jr., también tuvo una pasantía por las Grandes Ligas al lanzar en dos campañas con los Filis y Toronto. Todos datos de Baseball Reference

Habrá que recordar ese nombre, pronto puede estar sonando en las Grandes Ligas.

Acerca del autor

Miguel Ángel Valladares

Soy periodista egresado de la Universidad Fermín Toro de Barquisimeto, Venezuela en 2007. Fui fundador y coordinador de deportes del Diario La Prensa de Lara por ocho años. Me apasiona el deporte. Cubrí eventos internacionales como la Copa América 2007 y 2011. Me gusta contar historias.

Agregar comentario

Click aquí para publicar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.