Bert Campaneris y su inigualable forma de desviar la atención de las derrotas

En 1965, los Atléticos de Kansas City iban camino de una temporada de 103 derrotas. Para atraer multitudes, el dueño de los elefantes, Charlie O. Finley, ideó “Campy Campaneris Night”, en la que su joven campocorto aparecería en una posición diferente en cada entrada. El 8 de septiembre de 1965 Bert Campaneris se convirtió en el primer jugador en jugar todas las posiciones en un duelo de la MLB.

Una multitud de 21.576 personas asistió para presenciar un tipo diferente de historia del béisbol. Aunque fue empañada con otro revés en la campaña al caer 5-3 ante los Ángeles de California, el cubano se lució en cada una de las entradas.

Desde el primer episodio

“Campy” comenzó en su posición natural de campocorto en el primero. Recibió una asistencia en un pickoff como segunda base en la segunda entrada. Después de quedarse en la esquina caliente en el tercero, se movió al jardín izquierdo para el cuarto y atrapó un elevado.

Campaneris atrapó otro en el centro la siguiente entrada, pero amortiguó un elevado en la derecha en la sexta. En el séptimo se movió a primera base e hizo un out de roletazo. Las asignaciones más desafiantes del cubano llegaron en las dos últimas entradas. Cuando subió al montículo en el octavo, lanzó tan bien como se podía esperar. En el montículo, lanzó ambidiestro, lanzando zurdos a zurdos, y cambió contra diestros.

Como pitcher, “Campy” permitió dos bases por bolas, un hit y una carrera. Posterior a eso, se movió detrás del plato en el noveno. Con dos outs, California probó su brazo con un doble robo. El segunda base Dick Green tomó el tiro en segunda y rápidamente se lo devolvió a Campy. La única oportunidad que tenía el corredor de anotar era chocar contra el receptor suplente y tratar de soltar la pelota. Campaneris aguantó para conservar el empate 3-3, pero el choque lo obligó a abandonar el campo.

Después de que se dirigió a las radiografías, los dos equipos se batieron en duelo hasta bien tarde en la noche. El juego no terminó en la decimotercera entrada, cuando los Angelinos anotaron dos veces para ganar, 5-3.

Sin embargo, la estrella principal de la jornada, fue Campaneris, quien terminó con una carrera, una base robada, 5 outs y una asistencia.

Mudado junto con el equipo

Cuando los Atléticos se mudaron a Oakland en 1968, Bert Campaneris se llevó lo mejor de su arsenal para liderar la liga en hits (177). El cubano  tuvo seis dobleplays en un mismo juego el 13 de septiembre de 1970, estableciendo un récord de la Liga Americana, y en 1972 comandó a los torpederos de la Liga Americana con 795 oportunidades totales.

En su carrera de postemporada conectó 3 jonrones, 11 carreras impulsadas, 4 dobles, 1 triple, anotó 15 carreras y robó 6 bases en 37 juegos. Campy empujó la carrera ganadora para Oakland en el tercer juego de la Serie Mundial de 1973 con un dramático jonrón en la 11ª entrada. También conectó un jonrón en el juego final de la Serie, ayudando a su equipo a ganar el Clásico de Otoño por segundo año consecutivo.

En sus 19 años de carrera, Campaneris anotó 1.181 carreras, pegó 2.249 hits, 313 dobles y 86 triples en 2328 juegos. Sus 649 bases robadas lo ubican en el puesto 14 en la lista de los 100 mejores líderes de todos los tiempos.

Otros aspecto destacados de su carrera: 6 veces Jugador de las Estrellas (1968, 1972-75, 1977); 6 veces lideró la liga en bases robadas (1965-68, 1970, 1972); Lideró la liga en hits (1968); Lideró liga en triples (1965); Dos veces lideró la liga al bate (1968, 1972); Soltó tres triples en un juego (1969); Robó cinco bases en un juego (1976); 3 veces lideró la liga en hits de sacrificio (1972, 1977-78); Estableció un récord en la Liga Americana de dobles juegos (1970).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba