Jesús Aguilar y los grandes reyes venezolanos de la carretera en las Grandes Ligas

Al menos hasta antes del fin de semana –y tiene que suceder algo verdaderamente importante para que eso cambie-, no había un pelotero más peligroso en la carretera que Jesús Aguilar. Cada vez que se pone el gris de visitantes los rivales han palidecido a palos. Es curioso lo que vive el inicialista de Marlins de Miami. La ruta, el escenario que en teoría debe ser más incómodo, le ha favorecido enormemente.

Los números del primera base hacen recordar a los venezolanos que fueron o son especialistas como visitantes en las Grandes Ligas. Claro, quizás solo es una mera casualidad. Una simple anomalía en el rendimiento de Aguilar. Pero no deja de ser llamativo que sus nueve primeros jonrones de la temporada, una de las mejores cifras en las Mayores, hayan sido fuera de casa.

Lee también: ¿El mejor comienzo jonronero de Salvador Pérez? Todo parece indicar que sí

Todos y cada uno de esos batazos de Jesús Aguilar fueron dados en estadios ajenos al Marlins Park, en la carretera. Y eso no va a cambiar el fin de semana. Miami se encuentra en Los Ángeles, para una serie contra los Dodgers. Será para la próxima semana cuando regresen al sur de la Florida y el inicialista busque su primer gran batazo en el hogar.

Jesús Aguilar y los reyes de la carretera

Ha sido tal el rendimiento de Jesús Aguilar en la ruta, que antes del inicio de la serie contra los hollywoodenses, tenía casi un tercio del récord de más jonrones para venezolanos como visitantes en una temporada de Grandes Ligas. La marca no es de Miguel Cabrera, un reconocido jonronero y bateador que ha tradicionalmente ha brillado fuera de sus aposentos. Tampoco para Eugenio Suárez, que en 2019 estableció un récord para los bateadores del país con 49 tablazos en una zafra.

El tope venezolano de más cuadrangulares en la carretera para una temporada hace que los nueve de Jesús Aguilar se vean pequeñitos. La cifra es de 28, y está en poder de Andrés Galarraga y Richard Hidalgo.

El Gran Gato conectó 44 jonrones en la temporada 1998, y de esos batazos 28 fueron con el gris de visitante. Es decir, que solo dio 16 en casa, el Turner Field de Atlanta, pues era su primer año en la organización luego de cinco campañas con Rockies de Colorado. Hidalgo lo emuló dos años después, en el 2000, cuando azotó a las Grandes Ligas con 44 bambinazos. En promedio, la temporada de Hidalgo no fue muy diferente en el Enron Field como fuera de él. Por ejemplo: tuvo.391 de OBP (embasado) como home club, y .392 como visitante. Pero la diferencia fueron los cuadrangulares: 28 fuera de casa.

La grandeza de José Altuve

Mientras que Andrés Galarraga y Richard Hidalgo son reyes a su manera, y Jesús Aguilar ha conseguido una inspiración enorme en la carretera, el verdadero dios venezolano de la ruta es José Altuve. Son pocos los que, en promedio, tienen números similares a los del segunda base de Astros de Houston cuando está lejos de su hogar, en Texas. De los nativos con más de 2000 apariciones en el plato como visitantes, es Altuve el que tiene el mejor average ofensivo con .315. Es un número enorme.

Además José Altuve muy posiblemente tiene las dos mejores temporadas ofensivas para venezolanos en la ruta, sacando el poder mostrado por Galarraga e Hidalgo en 1998 y 2000, respectivamente. El camarero bateó para .376 de promedio en la carretera en 2016, con .439 de OBP y .552 de slugging (.991 de OPS). Y lo absurdo es que mejoró esos números un año después, en 2017: su línea ofensiva fue .381/.449/.633 (1.081 de OPS).

Jesús Aguilar puede conseguir grandes cosas este año en la carretera, aunque todavía es temprano para eso. Mientras tanto, es bueno recordar esas campañas de Galarraga, Hidalgo y Altuve, en las que se coronaron como “los reyes venezolanos de la ruta”. Salve.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba