La importancia olvidada de Jesús Aguilar para la primera base de Venezuela en Grandes Ligas

Jesús Aguilar es un buen primera base para MLB. Por algo es el inicialista titular de uno de los que –en teoría- son los mejores equipos del mundo. No cualquiera posee ese puesto. Aunque es cierto que no pertenece a esa élite de primera bases en donde están Freddie Freeman, Paul Goldschmidt, Joey Votto y compañía.

Aun así, Aguilar es muy bueno. Y muchas veces se puede olvidar o pasar por algo que es uno de los inicialistas venezolanos con más recorrido y reconocidos en la historia de las Grandes Ligas. Sí, y no crea que es algo exagerado. Hay pruebas que demuestran que es cierto..

Lee también: Ronald Acuña Jr. llevó su poder a un nuevo nivel

Pero antes de hablar de la importancia –quizás- olvidada de Jesús Aguilar en MLB para Venezuela, es necesario recordar algo. La primera base no es una posición de esas con las que se firma a un muchacho. Cuando los scouts y las organizaciones cierran acuerdos con el adolescente amateur, la mayoría de las veces, es como campocorto, jardinero, receptor o pitcher. Y luego vienen las proyecciones. Por ejemplo: Miguel Cabrera firmó con Marlins de Florida en 1999 como campocorto y, aunque jugó allí un corto tiempo, siempre se le proyecto como un infielder de esquinas por su contextura física y tamaño.

Jesús Aguilar en MLB

Es por eso que a la inicial casi siempre se llega después de un proceso de descarte de las otras posiciones. Aunque hay ocasiones en las que los peloteros demuestran condiciones innatas para defender la primera base, como Andrés Galarraga, quien era un especialista y gracias a eso ganó dos Guantes de Oro y el mote inmortal de “El Gran Gato”.

Muy pocas veces Jesús Aguilar ha defendido la tercera base en MLB. Específicamente en 10 juegos y dos de ellos como titular. Pero lo suyo, por su complexión y carrera, es la inicial. Y es raro encontrar a un pelotero venezolano que haya logrado jugar tanto en Grandes Ligas en esa posición, una de las más exigentes ofensivamente del juego.

De hecho, los únicos que han defendido más la primera base en las Mayores que Aguilar, al menos entre los venezolanos, son Andrés Galarraga y Miguel Cabrera, dos de los mejores jugadores de la historia del país y par de íconos del deporte venezolano en general. Ser superado solo por ellos habla muy bien de la consistencia que ha tenido Aguilar para mantenerse allí, a pesar de las necesidades que tiene un inicialista de dar y dar jonrones, sobre todo en este tiempo en las Grandes Ligas.

Hablan los números

Lo de Andrés Galarraga y Miguel Cabrera es superlativo. No hay comparación. El Gran Gato fue un inicialista completo, bien te podía ganar un Guante de Oro, como darte 387 cuadrangulares mientras jugaba la posición. No hay ningún otro venezolano con más bambinazos como primera base en las Grandes Ligas, ni siquiera Miggy, que por sus actuaciones como jardinero izquierdo y derecho, y también antesalista, repartió más sus vuelacercas. Cabrera, al menos antes del juego de este miércoles, tenía 489 jonrones, de los cuales 228 como inicialista, 158 como tercera, 46 como patrullero izquierdo, 35 como designado y 22 en el bosque derecho. Y luego está Jesús Aguilar, el tercer primera base con más jonrones en MLB en la historia de Venezuela.

La racha de fuerza de Aguilar aumentó su cuenta recientemente. Comenzó este miércoles con 66 cuadrangulares como inicialista y también, según el motor de búsqueda de Baseball-Reference, es el tercero con más hits en la posición con 308, un poco más que Carlos Quintana con 300.

En cuestiones de jonrones como primera base en la MLB, el resto de los venezolanos están muy lejos de Jesús Aguilar. Víctor Martínez dio 23 cuando jugó la posición, y el asombroso Wilmer Flores también tiene la misma cantidad allí. Un poco más abajo, con 22, está Marwin González.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba