Maikel García muestra con Tiburones lo que esperaban en Kansas City

Con tan solo ver su documento de identidad, es evidente que Maikel García es un proyecto en formación dentro del beisbol. No hay que dejarse engañar por sus engarces en el campocorto y sus conexiones potentes con los Tiburones de La Guaira, porque se trata de un pelotero que tiene mucho camino por recorrer para alcanzar su techo.

Pero no es una noticia que moleste a los escualos. Todo lo contrario. Agradecen el hecho de que una de sus principales promesas está continuando su desarrollo como beisbolista con el uniforme de Tiburones, algo que no sucedió con casos como José Alvarado, Ronald Acuña Jr. y otras promesas que no produjeron con la samba de fondo.

En el caso de García, sus herramientas saltan a la vista. Puede tomar un roletazo en cualquiera de las direcciones porque cuenta con un alcance superior al promedio. Pero también un potente brazo para completar una jugada con alto grado dificultad y recursos técnicos para responder ante la rutina.

“Maikel es un muchacho que tiene habilidades en el campocorto que, a simple vista, quizás por su forma de ser dentro del terreno, no llaman la atención”, afirmó el mánager de los Tiburones, Gustavo Molina, al periodista Alexander Mendoza. “Una vez que sale el primer batazo y observas su intervención, sus primeros desplazamientos, para luego completar el lance, empieza a llamar la atención de cualquier persona que sepa de beisbol”.

Sin embargo, ese crecimiento que ha mostrado en la Liga Venezolana de Beisbol Profesional (LVBP) es lo que estuvieron mucho tiempo esperando los Kansas City Royals. Desde que lo firmaron al profesional con 16 años de edad estaban seguros de sus condiciones defensivas, sin embargo, había incertidumbre por su ofensiva.

Durante su primer año como profesional apenas ligó para .223, con un tímido OPS de .519. Al año siguiente no mejoró con un .222 en 52 encuentros en la categoría Rookie, rendimiento que no le permitió colarse entre los mejores prospectos de Kansas City. Fue hasta 2019, cuando ligó para .284, con OBP de .349, cuando finalmente García mostró una mejoría con el madero.

En Venezuela, Maikel García mantuvo su crecimiento ofensivo. Durante sus primeros 11 encuentros en la LVBP ha bateado para .341, con OPS de .901, el décimo mejor del circuito. Sus siete carreras anotadas es el segundo mejor entre los novatos y con hombres en posición anotadora ha ligado para .571.

“Todo el que me ha visto jugando profesional me conoce como un buen campocorto, pero nadie dice que soy un buen bateador”, contó García al reportero Andrés Espinoza. “No digo que lo sea en este momento, pero estoy aprendiendo. Esta es una experiencia muy buena. Me considero un jugador electrizante y al que le gusta ganar. No juego para mí, sino para el equipo”.

Maikel García, otra joya que creció en La Sabana

Los Tiburones saben dónde tienen que ir para encontrar talento en La Guaira. La Sabana es un territorio fértil para peloteros y, Maikel García, es uno de los últimos exponentes.

De la misma tierra que vio crecer a Ronald Acuña Jr. o Alcides Escobar, el joven García espera unirse a esa lista de peloteros litoralenses que llegaron a las Grandes Ligas. Sabe que es una meta lejana en la actualidad, pero que la experiencia por la LVBP la acercará.

Maikel García
Maikel García / Alejandro van Schermbeek 

“Me siento muy orgulloso de venir de La Sabana. Es un orgullo para mí y para mi familia”, aseguró García. “Ser parte del grupo de peloteros que ha salido de allá es muy importante para mí. Entre todos, conozco más a Ronald porque es más contemporáneo conmigo y nos criamos juntos prácticamente. Queremos seguir poniendo al pueblo en lo más alto, como lo venimos haciendo”.

Maikel García confesó ser un admirador de Acuña, pese a ser su amigo. Su estilo de jugar causa emoción, por lo que intenta emularlo en cada una de sus actuaciones en el campo. Ya sea con un roletazo o una conexión, el jugador trata de imprimirle energía a su equipo.

Mucho por mejorar

Aunque la primera impresión de Tiburones con Maikel García es más que positiva, todavía se notan las partes verdes en su juego. Ya cometió dos errores que le costaron carreras a La Guaira, sin embargo, es solo un recordatorio de su juventud.

Sus pifias son más productos de la inexperiencia que la ausencia de calidad. Especialmente cuando se trata de la defensiva, el área que menos preocupa a su organización. Por eso juega en la LVBP, para tomar una experiencia que la pandemia no le dejó tomar durante los primeros ocho meses del 2020.

“Es como todo muchacho joven, le falta madurar desde el punto de visto deportivo y personal, pero eso se lo irá dando el proceso del juego, el día a día, y, como siempre digo, todo depende de la persona, de cómo tome las cosas, cómo las asuma, cómo las absorba y cómo puede mejorar su juego, ya que sus habilidades están ahí”, cerró Gustavo Molina.

11 comentarios

  1. What i do not understood is if truth be told how you’re no longer actually a lot more well-appreciated than you might be right now. You’re so intelligent. You realize therefore significantly relating to this subject, made me individually consider it from so many various angles. Its like women and men aren’t involved until it is something to do with Girl gaga! Your individual stuffs great. At all times maintain it up!

  2. Wow! This can be one particular of the most helpful blogs We’ve ever arrive across on this subject. Basically Excellent. I’m also an expert in this topic so I can understand your hard work.

  3. Thanks for all of your work on this blog. My niece delights in working on investigation and it’s really easy to see why. Almost all know all concerning the compelling medium you deliver both interesting and useful items by means of the web site and therefore boost contribution from others on this area of interest plus my daughter is really understanding a lot. Take advantage of the remaining portion of the year. Your performing a very good job.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba