Mike Rojas pasó la página con los Leones, pero espera regresar a la LVBP

Cuando una relación finaliza en malos términos es muy difícil ver a ambas partes reconciliarse. Sin embargo, Mike Rojas quiere regresar a Venezuela, a pesar de tener un final abrupto con los Leones del Caracas la pasada temporada.

El piloto cubano-estadounidense hizo vida en la Liga Venezolana de Beisbol Profesional con los melenudos, durante dos zafras. Allí se alzó con el premio Mánager del Año en su primer curso y en la siguiente llevó a los capitalinos a su primera final desde la 2009-2010.

Aunque Rojas estaba motivado con el trabajo que había logrado con el Caracas, y sabía que para el 2019-2020 esperaba pulir los errores del pasado y conseguir el campeonato, debió ver los juegos de otra manera.

Rojas pasó del amor por los Leones del Caracas, al rechazo en un abrir y cerrar de ojos. Antes de iniciar la accidentada campaña del año anterior (por el tema de las sanciones a la LVBP), el estratega igualmente viajó al país para entrenar al equipo, pero los capitalinos no lo dejaron cumplir su labor, según manifestó el mismo mánager.

Eso obligó al norteamericano tomar acciones legales contra el conjunto de la capital, para saber qué sucedería con su contrato.

Venezuela en su mente y corazón

Aun así, Rojas espera volver a dirigir en el circuito criollo, pues se siente un venezolano más, gracias al nexo que mantiene con su esposa e hijo.

“Adoro Venezuela, siempre la voy a adorar”, aseguró Rojas, entrevistado por los periodistas Víctor Gómez y Víctor Melo, en el programa de YouTube La Plantilla. “Mi esposa es venezolana, mi hijo es venezolano, siempre voy a estar allí. Anoche y hoy comí arepas”.

Al no poder concretar una solución a su caso con los Leones en la zafra anterior, Rojas aceptó un acuerdo con los Gigantes del Cibao, para sustituir al venezolano Luis Dorante.

Ahora, espera una nueva oferta de algún otro club que no sean los Leones.

“Ver con quién voy a estar en la liga venezolana”, mencionó.

Aún no tiene respuesta sobre lo sucedido con Leones, del por qué rescindieron de sus operaciones sin ser informado.

“Habría que preguntárselo a Luis Ávila, yo aún no lo entiendo, pero pasé la página”, indicó. “Pero hablé con (el propietario) Oswaldo Cisneros, llegamos a un acuerdo y lo respeto mucho. Me trataron muy bien”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba