¿Por qué la NBA llegan acuerdo para una temporada y MLB no?

En la NBA solo necesitan un visto bueno para que la temporada se reanude en una serie única. No fueron muchos las trabas para definir protocolos de seguridad, repartición económica, calendario y demás temas para concretar el formato con el que se culminará la campaña. Sin embargo, en Major League Baseball (MLB) pasa lo opuesto.

En las Grandes Ligas hay una intensa batalla. De un lado están los dueños de equipos junto a directivos de la liga, tratando de realizar una campaña en la que arroje la menor pérdidas posibles. Del otro lado, están los peloteros, tratando de recibir la mayor cantidad posible del dinero acordado en sus contratos. Una lucha de intereses que, tras semanas en discusión, todavía no permite un acuerdo.

En las otras ligas deportivas de Estados Unidos no sucedió. A pesar que todas tienen sindicatos de los deportistas y dueños con la ambición de reducir al máximo las mermas económicas, ya acordaron un plan para jugar sus temporadas durante la pandemia.

El periodista Bradford Doolittle, para ESPN, explicó los motivos del por qué en MLB recorren un camino más espinoso que la NBA, NFL y otros deportes. Distintas razones por la que las negociaciones en el beisbol serán más férreas que en otras disciplinas.

Primer motivo: calendario de MLB es un maratón que no corre la NBA

A pesar que todas las disciplinas son consideradas deportes, cada una es diferente. En el tema del calendario, el beisbol es la que más se separa del resto. Principalmente porque, en la mayoría de los estadios, se juega al aire libre, por lo que es necesario tomar en cuenta el clima para celebrar un partido en condiciones normales.

La NBA, NHL e incluso en la NFL no tienen esos inconvenientes. Que en Estados Unidos esté el invierno con temperaturas gélidas, no será un inconveniente para el baloncesto o el hockey sobre hielo que se disputan en recintos cerrados. Tampoco para el fútbol americano que ya se amoldó a tener a la nieve como un protagonista en la cancha.

NFL Dad, Week 14: Snow makes everything beautiful, even Colts ...

En cambio, MLB tiene un calendario de seis meses con 162 encuentros por celebrar. Además, con una postemporada que tiene una duración de un mes y que debe finalizar antes de noviembre, cuando las temperaturas en Estados Unidos bajan abruptamente.

Por eso, es difícil llegar a un acuerdo entre las demandas de las dos partes. En MLB desean una temporada corta, pero los jugadores quieren superar los 100 encuentros por equipo, una cantidad que será complicada agendar en una programación que, en los mejores casos, iniciará en julio.

Pero las condiciones climáticas no es la única complicación en el tema del calendario. En la NBA ya completaron gran parte de la zafra regular, por lo que será más sencillo encontrarles espacio a los playoffs. Mientras que La temporada de béisbol se detuvo antes de que los clubes finalizar los entrenamientos primaverales, lo que dificulta todavía más un consenso que satisfaga a todos.

Segundo motivo: tope salarial

En la NBA todos los años se define un tope salarial que los equipos no pueden superar a menos que desean pagar una multa. Eso facilitó cualquier negociación entre la liga y el sindicato, que acordaron a días de suspender la temporada que los basquetbolistas retendrán el 25% de sus salarios mientras la pandemia no permita reanudar los encuentros.

La NHL, por su parte, cuenta con una cláusula en su convenio colectivo que ajusta automáticamente el salario de los deportistas en caso de un déficit de ingresos o debido a un evento de fuerza mayor.

En MLB, al no tener un tope salarial tan férreo como la NBA o NFL ni existir una disposición para un escenario como el de la pandemia, enfrenta problemas para adaptarse a una temporada incompleta y que generará pérdidas económicas. Ante eso, cualquier reducción, pago o trastoque referente a los salarios, debe ser acordado. En MLB espera pagar de una forma y los peloteros desean otra. “Cualquier tipo de propuesta de los propietarios que los salarios dependan de los ingresos, se considera un tabú”, afirmó Doolittle.

Tercer motivo: las ligas menores

El sistema de ligas menores que tiene la NBA, NFL, NHL o la MLS, no es parecido al de MLB. La estructura de las categorías inferiores en el beisbol afecta en gran medida a las Grandes Ligas, por lo que amerita una negociación aparte.

De acuerdo a cifras, los equipos de MLB usan en promedio a 55 jugadores de las menores en la temporada de 2019. Cada día se hacen miles de transacciones y todas ellas repercuten en la economía y estructuración del roster de los clubes de las mayores. Sustituir lesionados, lanzadores en doble juegos y espacio para rehabilitaciones salen desde las ligas menores.

MiLB: Conoce el programa Adopt a MiLB player (Adopta a un pelotero ...

La NBA o la NFL no tendrán inconveniente alguno en cancelar sus categorías inferiores por 2020. Si MLB hace lo mismo, tendrá que establecer un nuevo sistema de gestión de los rosters. Además, de acordar salarios y beneficios a miles de peloteros que no jugarán.

En el trabajo de Doolittle, hay siete otros factores. La percepción pública del beisbol, convenios colectivos, fuentes de trabajos protocolos de seguridad y otros, sin embargo, es la economía lo que más separa a los bandos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba