Tiburones sufre en el campo y por el aire

Los Tiburones estaban convencidos de que en camino venía la ayuda necesaria para resolver parte de los problemas que tenían en el campo en el inicio de la temporada 2020-2021 de la Liga Venezolana de Beisbol Profesional (LVBP). Pero irónicamente, por problemas aéreos esas soluciones quedaron canceladas.

El alto mando de La Guaira esperaba incorporaciones importantes para la cuarta semana de la campaña regular. No obstante, el comunicado del Instituto Nacional Aeronáutica Civil (INAC), en el que aumentaron las limitaciones para los viajes comerciales, privará a Tiburones de varios beisbolistas que estaban llamados a ser agentes de cambio dentro de Tiburones.

El principal nombre es Ehire Adrianza, quien comunicó a la gerencia del equipo que no iba a participar en la campaña. Pese a que el jugador tenía un acuerdo con Tiburones y tenía todo en regla para estrenarse este martes 15 de diciembre ante los Cardenales de Lara, el pelotero prefirió viajar a Estados Unidos por el temor de que los aeropuertos no le permitieran salir de Venezuela durante todo el mes de diciembre.

“Cerraron los vuelos y quién sabe hasta cuándo. Tenía que salir del país”, comentó Adrianza al periodista Andrés Espinoza. “No puedo darme el lujo de quedar varado en Venezuela sin saber cuándo vuelven a abrir esos vuelos. Si me ponen a elegir entre el beisbol y la familia, ya saben a quién elegí”.

La decisión, entendida por Tiburones, cayó como un balde de agua fría. Una fuente con conocimiento aseguró que Adrianza debutaría como antesalista, armando junto a José “Café” Martínez y Heiker Meneses un cuadro interior de lujo. El guante, pero especialmente su curtida ofensiva, levantaban optimismo en los interiores del cardumen.

Además, la incorporación de Adrianza iba a mejorar dos áreas débiles dentro de Tiburones. Seguramente el promedio colectivo de .266 iba a mejorar gracias a un madero que con más de 1.200 apariciones en las mayores y elevaría la experiencia de uno de los equipos con promedio de edad más bajo dentro de la LVBP.

Tiburones: “No tenemos avión privado”

“Estaba todo cuadrado ya. Contrato acordado, habitación asignada, se había realizado la prueba PCR, número designado y hasta su posición en la alineación”, aseguró un directivo de Tiburones. “Lo estábamos esperando para que tomara práctica de bateo, pero cuando leyó el comunicado que se iban a reducir los vuelos, decidió junto a su entorno que debía marcharse. Nosotros nos enteremos cuando tenía el boleto en mano”.

Dentro del contrato que tenía Ehire Adrianza con Tiburones, estaba agendado un vuelo el 24 de diciembre a Estados Unidos para pasar Navidad junto a su familia. Luego iba a regresar para el juego del 26, programación que fue amenazada por los cambios que anunció la INAC.

“Si nosotros tuviéramos un avión privado, lo habríamos llevado y traído sin problemas. Pero no teníamos cómo garantizarle que iba a viajar esos días con estos cambios”, continuó gerente del conjunto escualo. “Son problemas logísticos los que no permitieron que jugara, porque todo estaba cuadrado”.

Dentro de Tiburones no sienten que la relación con el pelotero se haya fracturado o deteriorado. Comprenden que estas fechas, en la que se realizan negociaciones con equipos de las Grandes Ligas—Ehire Adrianza es agente libre—y las fechas navideñas cercanas, pueden cambiar cualquier plan drásticamente.

Desafortunadamente para La Guaira, esos inconvenientes logísticos no solo empeñaron el estreno de Adrianza. La directiva litoral aspiraba a incorporar por lo menos tres beisbolistas para esta semana, sin embargo, las complicaciones del traslado complicaron toda operación.

Con las nuevas limitaciones de la INAC, las rutas disponibles que conectan con Venezuela vía aérea son Bolivia, Turquía y México. Usar el puente azteca luce como el más sencillo, aunque no carente de complicaciones. Entre protocolos de seguridad, permisos y contratos, se pierde tiempo valioso.

“Necesitamos un bateador zurdo para la alineación. Nos gustaría conseguirlo vía cambio con otros equipos, algo nada sencillo en este momento. Y por la importación también es difícil, porque cómo lo traes. Además, para estas fechas es importante que esté activo, porque mientras se ponga en forma durante dos semanas, quizás ya estás eliminado”, continuó el informante.

Francisco Rodríguez hizo contacto con La Guaira

La gerencia de Tiburones ha recibido numerosas llamadas de jugadores que están dispuestos a ayudar al equipo pronto. Junior Guerra es uno de ellos, pero uno de los que más sorprendió fue Francisco Rodríguez.

El experimentado relevista tiene las últimas dos semanas con conversaciones fluidas con la directiva, según informó una fuente. El equipo espera que lleguen a acuerdo con el derecho para que se incorpore a las filas.

En el caso de Guerra, el alto mando lo espera para finales de la semana en curso. Son más optimista de llegar a un acuerdo económico, por lo que lanzador que participó con los Diamondbacks de Arizona pueda ser incorporado al róster pronto.

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba