¿De vuelta el extraterrestre? La versión 2020 de Miguel Cabrera promete

El 20 de junio de 2003 se inscribió el nombre de José Miguel Cabrera en las Grandes Ligas; uno que jamás pasará desapercibido en la historia del mejor béisbol del mundo. Hoy por hoy, a pocos meses de cumplirse 17 años de aquel debut, el orgullo de Maracay, Venezuela, mantiene a sus seguidores a la expectativa de ver su versión veterana a un nivel elevado.

Cabrera, este 2020, se presentó al Spring Trainning de MLB visualmente más espigado, liviano y con esa vibra de mucha hambre de juego; una que recuerda a ese prospecto que dejó atónitos a todos a principios del actual milenio.

Arranque de altura

Este fin de semana, Miggy se estrenó en los juegos de exhibición 2020 y lució como en sus mejores tiempos. Les recordó a todos que sus dos MVP, sus once All Star Game y su prominente Triple Corona de bateo no han sido casualidad. Pero, sobre todo, dejó en evidencia que pese a atravesar momentos complicados en las últimas temporadas, tiene la convicción de mostrar una etapa virtuosa.

Miguelito, que está cerca celebrar su cumpleaños número 38, entró al plato en la tercera entrada del duelo que disputaron los Tigres de Detroit ante los Phillies de Filadelfia. Con un corredor en la segunda almohadilla, el criollo, con su swing de ensueño, disparó un imparable productor al primer lanzamiento.

El encuentro finalizó con pizarra de 8-8 y Cabrera, en su primera participación en la Liga de la Toronja esta pretemporada, se fue de 2-1, con una empujada. Sin duda, un muy buen abreboca para el aragüeño, que como de costumbre, fungió como tercer bate en la alineación.

Ron apuesta a Cabrera

El manager de los Tigres, Ron Gardenhire también ve con buenos ojos a este renovado Miguel Cabrera. Aunque el venezolano no hizo uso de su prominente poder en este primer juego; sí presentó agilidad y un exceleso desenvolvimiento en la caja de bateo, aun cuando sigue siendo víctima de las molestias en la rodilla.

“Ahora tenemos algo de protección, entonces Cabby podrá dar más swings. Creo que las cosas saldrán bastante bien. Me gusta como veo las cosas”, comentó Gardenhire, a MLB, sobre Cabrera.

Auque se espera ver todo el año a Miguel como bateador designado, Ron ha mencionado que también prestará sus servicios en algunas oportunidades en la inicial.  Y, ¿cómo no? Siempre se debe aprovechar a un talento como el del conocido «Papá de los helados».

Miggy, en 17 temporadas en la Big Show, acumula un promedio de .315, con 2815 hits y 477 cuadrangulares. Y, ciertamente, aunque en los tres últimos años no se ha mostrado por encima del promedio, como acostumbra, debido a las lesiones que lo han acechado, sus números se han mantenido a la altura.

Ahora bien, sería ingenuo pensar que Miguel Cabrera volverá a ser el mismo. Pero, aunque varios factores juegan en su contra (edad y lesiones), podría estar en proceso de una evolución digna de su nombre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba