Buffalo logró que la mafia fuera caritativa

El deporte no solo es capaz de dejar anécdotas asombrosas, historias de superación y datos impresionantes. También es capaz de unir y sacar lo mejor del ser humano, hasta de la misma mafia.

Así como leen. La mafia de los Buffalo Bills, como es conocida desde 2011 a la afición del equipo del oeste del estado de New York, se considera, por muchos, como la mejor de la NFL y con justa razón.

Pero para hablar mejor del tema hay que explicar un poco sobre el origen de la mafia.

Todo comenzó el 28 de noviembre de 2010, cuando el exreceptor de los Bills, Stevie Johnson, cuestionó a Dios. Vía Twitter se quejó ante el supremo por dejar caer un pase de anotación que le daría a su equipo la victoria ante los Steelers.

Al día siguiente, Adam Schefter, un periodista de ESPN, retuiteo el comentario de Johnson. Inmediatamente, algunos aficionados, entre ellos uno llamado Del Reid, fueron bloqueados por Schefter. Ellos lo acusaron de haber hecho el retuit para llamar la atención porque ya había pasado un día de haberse hecho viral.

Meses después, Del Reid publicó la lista de todos aquellas personas bloquedas por el periodista y se hizo llamar así mismos: Bills Mafia.

Al comienzo el lema tuvo acogida en varios jugadores del equipo y en parte de la afición. Sin embargo, aunque era algo inofensivo, durante muchos años la organización de Buffalo no lo vio bien. Alegaban que hacía referencia a algo negativo como lo es la mafia.

Del Reid y compañía estaban dispuestos a demostrar que su lema no sería usado para fines fuera de lo legal, sino más bien como un apoyo y símbolo de representación de una afición que por muchos años ha sido fiel a un equipo con mucha historia, pero ningún campeonato.

Para dar muestra de ello, la Bills Mafia se ha caracterizado, por años, en ser una bombona de oxígeno para causas benéficas. La última muestra de ello, es el gesto del pasado sábado, luego del juego de los Bills ante los Baltimore Ravens.

Tras la histórica victoria de su equipo en el juego de conferencia de la AFC, la afición de los Bills comenzó una campaña por Redditt para buscar la fundación benéfica preferida de Lamar Jackson, quarterback de los Ravens, que debió abandonar el compromiso en el tercer cuarto por protocolo de contusión cerebral.

Como muestra de apoyo al esfuerzo del MVP de la NFL la temporada pasada y de la batalla que dio ante los Bills el sábado, cientos de donaciones se hicieron presentes para la fundación llamada Bendiciones en una mochila (Blessing in a backpack). Durante los fines de semana busca alimentar en Louisville, ciudad donde estudio Jackson, a niños de colegios estatales que los días de semana reciben comida en los liceos. De iguak forma, Jackson había donando anteriormente 250.000 dólares.

Según informó ESPN, el domingo a las 5:00 de la tarde, la fundación ya había recibido más de 9.000 donaciones individuales. Cerca de 240.000 dólares, todo gracias a la acción de la mafia de los Bills.

Otros gestos de la mafia

La Bills Mafia no es solo una compañía de aficionados en Twitter.

En 2016, ya consolidados como el grupo de aficionados número uno de los Bills, Del Reid decidió crear una compañía de franelas alusivas a la mafia. Les permitiría donar ocho dólares por cada franela vendida a fundaciones y movimientos sociales de la ciudad de Buffalo.

En 2014, Darryl Talley, un exreceptor que estuvo 11 temporadas con el equipo, reveló que sufría de depresión. Eso le había hecho contemplar el suicidio tras caer en bancarrota. Inmediatamente la mafia de Buffalo sacó sus tentáculos comunicacionales y logró recaudar más de 150.000 dólares para Talley y su familia.


También te puede interesar:


Pero eso no es todo. En 2017 los Bills llegaron nuevamente a los playoffs, tras 17 años de sequía. Un pase de Andy Dalton, el mariscal de campo de los Cincinnati Bengals, que en ese momento derrotó a los Ravens, en el último juego de la temporada, le dio el pase a Buffalo.

Como agradecimiento a Dalton la afición de los Bills logró recaudar más de 450.000 dólares para la fundación del ahora mariscal de campo de los Dallas Cowboys.

Doble celebración

La campaña 2020 ha sido de mucha celebración en Buffalo. No solo porque los Bills están en la final de conferencia de la AFC ante los Chiefs, sino porque después de muchos años, el equipo decidió apoyar oficialmente a la Bills Mafia. Les dieron el permiso para colocar el logo del equipo en sus franelas benéficas.

Tras años de mucho compromiso con la sociedad y de demostrar que son considerados la única mafia legal en el mundo; este es un reconocimiento para toda esa afición que siempre ha estado comprometida a apoyar a su equipo y a los más necesitados.

Josh Allen, el nuevo ídolo de la organización, en noviembre pasado tuvo uno de sus mejores juegos en la NFL, tras perder a su abuela el día anterior. Como gesto a su mariscal de campo, la mafia de los Bills comenzó a donar 17 dólares por persona, esto por el número 17 que usa Allen en su uniforme, al hospital de niños John R. Oishei, en Buffalo, en honor a la abuela de Allen. Donación que ya sobrepasa el millón de dólares.

Esta mafia no solo tiene estas historias. En casi 10 años de fundada hay cientos de donaciones y movimientos que han logrado hacer para ayudar a los más necesitados y a personas en momentos de apremio.

Sin duda, un gran ejemplo de cómo deberían ser las aficiones en todos los deportes del mundo. Apoyar a su equipo fielmente sin dañar ni crear caos, apoyando buenas causas y realizando buenos gestos. Un digno ejemplo de humanidad y de que su mafia no tiene porque ser perseguida, sino apoyada por todos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba