Suplementos ¿Son necesarios para todos los deportistas?

Si eres de los que piensa que los suplementos equivalen a una comida y que todos debemos consumirlos, sigue leyendo.

Primero, aclaremos lo que a veces no es tan evidente, ¿qué es un suplemento dietético? El Comité Olímpico Internacional (COI), en su consenso del 2018, lo define como “un alimento, componente alimenticio, nutriente o compuesto no alimenticio que se ingiere intencionalmente además de la dieta consumida habitualmente, con el objetivo de lograr un beneficio específico para la salud y / o el rendimiento”.

Definición de los suplementos

En otras palabras, un suplemento dietético es todo aquello que complementa nuestra alimentación, el cual no reemplaza o sustituye un alimento o comida; sino que ofrece un beneficio adicional, o como me gusta llamarlo un plus, cuando la persona lleva como base una alimentación saludable. 

Como lo enuncia la definición, estos no solo son usados a nivel deportivo, sino que tienen un aporte fundamental en la nutrición clínica; donde su uso es controlado por el profesional de salud, situación que no sucede en el ámbito deportivo. Muchos estudios afirman que entre el 59 – 88% de los atletas consumen algún tipo de suplemento, en su mayoría ingiriendo más de un producto de forma simultánea, destacándose los multivitamínicos, minerales, proteínas y bebidas energizantes.

Actualmente, no es sorpresa que exista un aumento en el consumo de suplementos dietarios en dicha población. Pero, debemos preguntarnos:

¿Son indispensables para todos los atletas?

Para dar respuesta a esta incógnita, debemos considerar un aspecto de suma importancia, como lo es el tipo de atleta a tratar. Cabe acotar que tenemos atletas formativos, recreativos y de alto rendimiento (amateur y profesionales). Diferenciándose entre ellos no solo por los beneficios económicos, sino por la carga de entrenamiento, estilo de vida y la responsabilidad de los logros deportivos que deben alcanzar. 

Los atletas formativos o recreativos ven el deporte como un momento de ocio, en el que el resultado a pesar de ser importante, no es siempre el objetivo principal. Con este tipo de atleta el deporte ocupa una actividad secundaria que se va adaptando en su día a día, donde la dedicación puede ser tanto diaria como esporádica, y suelen no contar con un grupo de apoyo. Sin embargo, los atletas de alto rendimiento deben llevar un estilo de vida diferente, experimentando entrenamientos diarios de dos a tres horas de duración con esporádicas sesiones de doble turno. Por lo que, deben cuidar las actividades entre sesiones de entrenamiento, ya que cualquier evento fuera de su planificación deportiva puede alterar los resultados esperados en competencia. 

Entonces, si tratamos de dar respuesta a nuestra interrogante ¿qué atletas deberían considerar la inclusión de suplementos deportivos? Sin duda alguna, pensamos en los atletas de alto rendimiento, siendo éstos los que generan mayor desgaste físico. Además, y con frecuencia, por más que el atleta de elite contemple una dieta correcta, puede resultar ser insuficiente. Esto no significa que atletas de otros niveles no requieran o puedan hacer uso de estos para tratar de obtener un plus que optimice su rendimiento. Sin embargo, estos deben concientizar que lo más probable es que sus necesidades se puedan cubrir a expensas de alimentos.

Gran variedad en el mercado

El uso y la eficacia de los suplementos nutricionales es un área de investigación actual reducido. El mercado y las industrias van más rápido que los análisis y las regulaciones de éstos. Situación que no se explica, pues son productos que pueden conllevar a un riesgo a nivel de salud o en el caso de los deportistas a sanciones significativas en competiciones por diagnóstico de doping.  

Usualmente la ingesta de estos suele ser segura con la ayuda e indicaciones por parte de un profesional. Pero, normalmente muchos de los atletas recreativos o formativos, en ocasiones hasta los de alto rendimiento, lo hacen sin el conocimiento de los efectos que puede ocasionar a su salud o rendimiento. 

Encuestas recolectadas por el COI, y otras instituciones, afirman que los suplementos muchas veces son utilizados para:

  1. Corregir o prevenir deficiencias de nutrientes.
  2. Suministrar energía y nutrientes para una sesión de ejercicio.
  3. Obtener beneficios en el desempeño especifico y directo en la competencia.
  4. Mejora del rendimiento acumulado de forma indirecta por mejoras en el entrenamiento, en la recuperación, optimizar composición corporal o reducir riesgo de lesiones y enfermedades.
  5. Preventivo.
  6. Por creencias de la disciplina deportiva. 

Por todas estas razones o malas prácticas o desinformación, es recomendable asesorarse con un profesional del área para que se evalúen todos los aspectos como necesidad, evidencia científica, efectividad, seguridad, dosis y lo más importante, personalización de su uso.  

¿En qué páginas podemos investigar información real sobre suplementos si no contamos con asesoría profesional? Puedes leer y garantizar un buen uso del suplemento guiándote de las siguientes entidades, teniendo siempre es recomendable la opinión profesional:

  1. Comité olímpico internacional (COI).
  2. Sociedad internacional de nutrición deportiva (ISSN).
  3. Instituto australiano del deporte (AIS).

Recomendación para quienes les gusta estudiar y saber acerca de doping:

Curso gratuito de Adel for medical prosessionals.

¡Los suplementos son un plus para tu salud o rendimiento, pero solo cuando tu cuerpo lo amerita!

Profundiza más en el tema leyendo:

https://g-se.com/el-consumo-de-suplementos-dietarios-en-atletas-olimpicos-esta-disminuyendo-estudio-de-seguimiento-entre-los-anos-2002-y-2009-1402-sa-n57cfb27208ffc#:~:text=Hay%20varios%20estudios%20que%20estiman,consumen%20%5B1%2D12%5D.

https://bjsm.bmj.com/content/52/7/439

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba