El Real Madrid tiembla con los patrocinadores

Es cierto que el Covid-19 ha causado muchos problemas sociales y económicos, pero el Real Madrid tiene mucho temor por lo que sucede con ese último aspecto. Los patrocinadores del club merengue podrían pedir un reembolso tras todo lo invertido antes de la pandemia.

El gran flujo de dinero hacia las cuentas del Real Madrid no son las ventas de futbolistas, las entradas y los abonos para el Bernabéu, ni siquiera los derechos televisivos, es la publicidad y el márketing. Un área que iba a generar esta temporada 371 millones de Euros para el club (el 45% de los ingresos según el presupuesto 2019-20) y que también vive aterrorizada por el coronavirus. Sin fútbol, los sponsors no lucen y con eso no venden. Esto es algo que hasta un gigante como el Real Madrid, también podría tumbar.

Adidas y Fly Emirates

Casi ningún sponsor escapa a la crisis del Coronavirus. El club madrileño tiene firmados contratos con catorce empresas, pero sólo Adidas y Fly Emirates tienen el rango de patrocinadores principales. Son las que aportan el grueso de los ingresos. El nuevo contrato (hasta 2028) con la marca de las tres bandas firmado en mayo de 2019 supone 100 millones con bonus que pueden ascender a 50 millones de euros más, mientras que la aerolínea emiratí aporta otros 70 millones.

Pues bien, Adidas ha tenido que pedir un préstamo al Gobierno alemán de 2.400 millones y se habla de créditos de la banca privada por otros 600 millones en medio de un severo plan de ajuste para poder recibir el salvavidas de Merkel.

Menos transparente, pero igual de real, ha sido el rescate de Emiratos Árabes a su aerolínea, Emirates, el patrocinador que paga por aparecer en exclusiva en la camiseta madridista. El sector aéreo vive un “momento crítico” según el Financial Times y prevé pérdidas de 289.000 millones de euros este año. Emirates no es la excepción. Casi la totalidad de su flota está en tierra y ha reducido el sueldo de sus 105.000 empleados a la mitad.

Los otros patrocinadores

El Real Madrid no solo tiene a Adidas y Emirates como sus huesos duros en la publicidad. También cuenta con Volkswagen (Audi), Hankook, Tecate, Sanitas y la hotelería Palladium Group, las cuales todas han tenido un millón de problemas desde la pandemia.

Las empresas han tenido recorte de personal, fábricas temporalmente paralizadas y sin fin de números cayendo.

“Si no hay fútbol en breve, los patrocinadores a lo mejor buscan una devolución de parte del dinero de sus contratos o hacer ajustes”, admitió el mes pasado David Hopkinson, Director Global de Patrocinios del club madridista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba