Jordi Cruyff: de su paseo por Ecuador al retorno en el Barcelona

Los cambios en el FC Barcelona para la próxima temporada ya comienzan a verse. No solo en la incorporación de fichajes y en la posible renovación de Lionel Messi, sino también en las oficinas. Ahora con un presidente nuevo y, también, con un nuevo asesor deportivo: Jordi Cruyff, el exfutbolista holandés, hijo de la histórica estrella del balompié mundial, Johan Cruyff.

Esta no sería la primera vez que el hombre de 47 años de edad trabaja bajo estas funciones en el mundo del deporte. Tras retirarse en el 2010, firmó por el AEK Larnaca, equipo de Chipre, siendo su director deportivo durante tres temporadas. Sin embargo, antes de cumplirse el contrato estipulado, pasó al Maccabi Tel Aviv, quien pagó una clausula al anterior equipo para llevárselo al fútbol de Israel.

Por ende, estos roles no son desconocidos para Jordi Cruyff, quien tiene más de una década de experiencia entre los banquillos y las oficinas. Según un dato de ESPN, trabajará también con el director de fútbol Mateu Alemany, quien estaba en Shenzhen, último equipo que dirigió el holandés en la Superliga de China.

Su último paso por el continente asiático ocurrió durante el segundo semestre del 2020, específicamente en agosto. A partir de ahí tuvo el reto de salvar al club “Jiazhaoye”, como  también se le conoce. Hecho que pudo concretar al superar en la fase de salvación al Shijiazhuang Ever Bright. Sin embargo, su etapa en ese equipo llegó hasta ahí.

En Europa y Asia, dejaba el toque Cruyff, sin embargo en Sudamérica no tuvo mayor éxito, aguantando solamente seis meses en su primera experiencia como seleccionador.

https://www.instagram.com/p/CEwX9awBHCK/?utm_medium=copy_link

Ecuador confió en Jordi Cruyff, pero la pandemia lo arrebató

Si un nombre causó mucha polémica durante el pasado 2020 en Sudamérica, sin duda ese fue Jordi Cruyff. El exfutbolista de 47 años de edad fue anunciado en enero de ese año por la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF), pero semanas más tarde, la pandemia haría estragos tanto en las vidas humanas, la salud, la economía y el deporte.

El entrenador llegó con la intención de devolver a Ecuador a un Mundial de Fútbol de la FIFA, que iniciaría en marzo de ese mismo año. Pero las primeras jornadas fueron pospuestas un par de veces, iniciando en octubre.

“¡Gracias Ecuador por la gran acogida! Tenemos un reto ilusionante por delante y nuestra motivación es máximo para que os sintáis orgullosos de La Tri”, fueron las palabras de Cruyff mediante un tweet en su cuenta de Instagram oficial.

https://www.instagram.com/p/B7TnpeQKu_Z/?utm_medium=copy_link

En julio deja a un lado este proyecto y dando explicaciones públicas, Jordi Cruyff argumentó su salida.

“El pasado mes de enero acepté el reto de convertirme en seleccionador de Ecuador y sumarme así a un proyecto ilusionante de la mano del director deportivo, Antonio Cordón, y los dirigentes de la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF), que nos brindaron la posibilidad y el privilegio de impulsar deportivamente un ambicioso plan que busca dar un salto de calidad a todas las categorías del fútbol nacional y también la selección absoluta”.

Carta de Jordi Cruyff ante su salida de Ecuador

Por un lado, aseguró que todo se trataba de problemas por la pandemia. “Sin embargo, la alerta sanitaria del Covid-19 ha dado lugar a un momento de incertidumbre a nivel mundial que está afectando a todos los ámbitos de la vida personal y profesional”.

Pero por otra, destacó los problemas internos por los que pasaba la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF).  “… Además, se agravó una crisis económica e institucional con divisiones en el seno de la directiva de la FEF y voces opositoras que no han ayudado a la estabilidad y la unidad que necesita todo éxito deportivo…”, indicó.

https://www.instagram.com/p/B94XPtPnyeP/?utm_medium=copy_link

Jordi Cruyff y una nueva oportunidad en Barcelona

Debido a la influencia de su padre en el FC Barcelona, Jordi Cruyff debutó profesionalmente en este equipo. Desde 1992 hasta 1996, el volante ofensivo formó parte del equipo B y principal azulgrana. En aquel momento, Johan era el entrenador y tras ser despedido, también le tocó a él salir del club.

En Inglaterra el Manchester United le abrió las puertas. También pasó por Celta de Vigo, Deportivo Alavés, Espanyol, Metalurg Donetsk de Ucrania y Valletta FC de Malta, donde finalmente se retiró como jugador.

Con la selección de Holanda disputó la Eurocopa de 1996. Sin embargo, tras la desvinculación con el equipo español donde su padre fue estrella, no tuvo una separación directa con el club. Por el contrario “nunca me cerraré las puertas de Barça porque es mi casa”, aseguró en alguna entrevista.

“Si tengo que volver algún día, que sea por convencimiento, no por otra cosa”, completó. Y finalmente, ese día llegó. No como jugador, tampoco como entrenador, sino con un puesto bien ganado en las nuevas oficinas del club. El holandés buscará ayudarlos a salir del hueco en el que se han sumergido desde hace unos años atrás.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba