Juez rechazó demanda de la selección femenina de EUA por paridad salarial

A lo largo de los siglos las mujeres han tenido que luchar persistentemente por conseguir sus derechos. Desde ciertos sectores se asegura que la igualdad es un hecho y no es así. Lamentablemente, en la industria del deporte todavía existe esa lucha contra la discriminación de género. En el mundo del fútbol la desigualdad en diferentes aspectos y la lucha por la paridad salarial es una realidad que no ha cambiado. 

Exigir el derecho a la paridad

En ese sentido, este sábado dos de abril se conoció que el juez federal de distrito Gary Klausner, desestimó la demanda introducida en marzo de 2019 por la selección femenina de fútbol de Estados Unidos. Contra su federación por discriminación de género, luego de cuantiosos meses de una batalla por paridad salarial e igualdad de condiciones de trabajo. La denuncia llegó a tan solo tres meses de que la selección alcanzara su cuarta Copa del Mundo en Francia.

“La historia de las negociaciones entre las partes implicadas demuestra que la selección femenina rechazó una oferta para recibir una remuneración bajo la misma estructura de pago por juego que la selección masculina” Señaló el juez Klausner.

Quién además escribió: “Y la selección de mujeres estuvo dispuesta a renunciar a mayores bonos en favor de prestaciones como una mayor compensación base. Por lo tanto, las demandantes no pueden ahora considerar de manera retroactiva que su contrato colectivo es peor que el de la selección de hombres al referir lo que hubieran devengado si se les hubiera pagado con la estructura de pago por juego, cuando ellas mismas rechazaron dicha estructura”.

Pese a esto, el juez declaró el caso procedente para un juicio. Y está previsto que inicie el 16 de junio por la denuncia en materia de derechos civiles por discriminación en hospedaje y en servicios médicos.

La sentencia para las 28 jugadoras estadounidenses que firmaron dicha demanda significó un duro golpe. “Estamos conmocionadas y decepcionadas con la decisión, pero no nos rendiremos en nuestro arduo trabajo por una paga equitativa. Confiamos en nuestro caso y nos mantendremos firmes en nuestro compromiso de garantizar que las niñas y mujeres que practican este deporte no sean menospreciadas solo por su género”, expresó en un comunicado Molly Levinson, portavoz de las futbolistas.

En la unión está la fuerza

De manera inmediata, Alex Morgan, jugadora de la selección femenina se pronunció al respecto: “Aunque este decepcionada de escuchar esta noticia, esto no nos desanimará en nuestra lucha por la igualdad”. Asimismo, Megan Rapinoe, otra de las referentes del equipo expresó: “Nunca dejaremos de luchar por la igualdad”.

Finalmente, las jugadoras que conforman la selección de fútbol femenino de EUA, no desistirán en la lucha por el respeto a sus derechos. Y esperan que con esto cese la discriminación que tanto daño le hace al fútbol, al deporte y al mundo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba