El ‘Eterno Capitán’ que salió por la puerta de atrás

Hablar del Real Madrid es pensar de forma inmediata en Raúl González Blanco, exdelantero que llega este sábado 27 de junio a sus 43 años de edad. A nivel formativo, comenzó a desarrollarse en la cantera del Atlético de Madrid. Pero fue en 1992 cuando el conjunto blanco lo adoptó. A partir de ese momento comenzó una historia de amor entre ambos hasta el 2010.

Siendo un fiel exponente de los valores del club, representó sus colores en diversas categorías. Para 1994, llegó el momento del debut con el primer equipo. Lo que siguió fue un camino lleno de éxitos y conquistas. Ganó la Liga, la Champions League, la Supercopa de España, la Supercopa de Europa y la Copa Intercontinental.

Historial envidiable

Desde su primera temporada, el delantero español comenzó a ganar títulos. En la 1994 – 1995, obtuvo la copa del campeonato de la primera división del fútbol español. Mismo que repitió a la temporada siguiente y posteriormente en otras cuatro ediciones más.

Entre 1997 y 2008, Real Madrid se quedó con la Supercopa de España en cuatro oportunidades. De forma continental, los merengues obtuvieron títulos de la Copa de Campeones en 1997-1998, 1999-2000 y 2001-2002. Raúl González Blanco fue protagonista en las últimas dos, haciéndose presente en el marcador.

Pasaban los años y Raúl no dejaba de ser un emblema para el club. Sin embargo, la influencia de otras estrellas que llegaban al equipo lo fueron apartando de los roles protagónicos. Para el año 2010, acordó su salida y esta no fue como esperaba. Tampoco como se lo merecía.

Durante su larga etapa en el Real Madrid, acumuló 16 títulos en más de 700 participaciones. Además, es actualmente el segundo máximo goleador del Real Madrid con 323 tantos.

Triste despedida para Raúl González

En una entrevista publicada en la revista Panenka y replicada por AS, el delantero español admitió que no se sintió a gusto con eso. «Irme del Madrid no fue fácil, tampoco para el club, pero cuando se decidió y ocurrió ya era verano. En Alemania, tres meses antes ya lo sabían y pudieron preparar la despedida. Los alemanes, además, son muy organizados. Así fue, más por cuestiones circunstanciales que por falta de cariño del club o una mala relación. Podría haber sido mejor, pero se dio en esos términos».

Asimismo, recordemos que durante el año 2013 cuando ya estaba jugando para el Schalke 04, ambos equipos organizaron un partido amistoso en honor al ‘eterno capitán’. «El tiempo lo pone todo en su sitio. A los tres años tuve ese partido en el que pude sentir el apoyo de la afición. Ojalá que poco a poco los que llevan más tiempo en el club se puedan despedir de una forma bonita. La idea del club es que sea así».

Con todo y estos malos ratos, sigue teniendo la sangre blanca. Para aquel momento de la entrevista (2017), destacó tener la intención de ayudar a las nuevas generaciones. «Quiero ayudar, cada uno tenemos una forma de ver el fútbol y todas son buenas. Pero puedo aportar mi experiencia. Cuando llegué, me arroparon los Hierro, Chendo, Sanchís. Me gustaría ayudar a esos chicos jóvenes que vienen. Debemos inculcar conceptos como el trabajo y la humildad. Podemos ayudar a la sociedad porque somos unos privilegiados y hay muchos niños fijándose en nosotros», comentó el ‘siete’.

Actualmente forma parte de la plantilla de entrenadores de las categorías menores del Madrid. Especificamente dirige al Castilla, equipo de la segunda B española.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba