La historia podría repetirse: Tokio 2020 estaría celebrándose cerca del invierno

El Coronavirus ocasionó que el Comité Olímpico Internacional (COI) al fin le tuviera temor. La realización de los Juegos Olímpicos en Tokio 2020 estaba decidida a no hacerle caso al Covid-19, pero al ver tal alarma en el mundo, podría aplazarse unos meses.

Suspenderlos no es la opción, tenía pensado el COI y los organizadores del evento olímpico, pero la situación ameritó reconsiderar la fecha. Un total de 123 días faltan para la cita, que aún  no ha sido movido del calendario.

Lo que si ha sucedido, es que los Comités Olímpicos de Canadá y Australia, decidieran hacerse a un lado de los JJOO.

Canadá y Australia no enviarán atletas a los Juegos Olímpicos de 2020 en Tokio, debido a los riesgos asociados con el brote de coronavirus; según declaraciones de los comités olímpicos de ambos países en declaraciones separadas.

Los comités olímpicos de ambos países también están pidiendo que los Juegos se pospongan hasta 2021.

«Si bien reconocemos las complejidades inherentes a un aplazamiento, nada es más importante que la salud y la seguridad de nuestros atletas y la comunidad mundial», dijeron el Comité Olímpico Canadiense y el Comité Paralímpico Canadiense en un comunicado conjunto el domingo. «No se trata únicamente de la salud de los atletas, se trata de la salud pública».

Esto complica la vista de los Juegos en suelo asiático; pero deja posible que lo muevan para octubre (dependiendo como se haya resuelto el problema mundial con el Covid-19). Algo que podría ser para octubre, tal como pasó en la primera edición llevada a cabo en Japón.

No es la primera vez que juegan cerca del invierno

Es normal que cada edición de las Olímpiadas se realicen en verano, pues dos años más tarde de su realización le toca el turno a los Juegos Olímpicos de Invierno.

Tokio celebró sus primeros juegos en 1964 (primero en el Continente Asiatico), luego de que la edición de 1940 fuera suspendida por la Segunda Guerra Mundial.

En 1964, los JJOO se disputaron entre el 10 y 24 de octubre. Dos ediciones antes, ya se había jugado en invierno, (Del 22 de noviembre al 8 de diciembre, en el accidentado Melburne, Australia). En 1968, también fueron cerca de los últimos meses del año (12 de octubre al 27/10 en Ciudad de México, México).

Esto sería como un Deja vú para la ciudad nipona, pues sería otra edición cerca del invierno, pero aún no está nada oficializado.

Japón aferrado a no cancelar

El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, finalmente admitió que la pandemia de COVID-19 podría forzar el aplazamiento de los Juegos Olímpicos de Tokio de este verano, programados para comenzar dentro de cuatro meses.

Hablando ante el Parlamento, Abe reaccionó a una declaración del domingo del Comité Olímpico Internacional (COI), que decía que durante las próximas cuatro semanas consideraría escenarios alternativos para los Juegos, incluyendo el aplazamiento, pero no la cancelación.

«Esta decisión del COI está en línea con lo que he dicho, sobre la celebración de los juegos en su totalidad», dijo a los legisladores. «En caso de que esto se vuelva difícil, para que los atletas sean nuestra principal prioridad, es posible que no tengamos otra opción que decidir posponer los Juegos».

Al insinuar el dilema, el CEO del comité organizador Toshiro Muto dijo que reflexionar sobre el aplazamiento o cualquier otro escenario alternativo «no es fácil».

Durante semanas, el gobierno de Japón y el COI se aferraron estoicamente a la posición de que cualquier cambio en el calendario olímpico era impensable.

En una entrevista previa a la declaración del fin de semana del COI. El periodista deportivo Nobuya Kobayashi dijo que la fachada impasible del gobierno debería tomarse con un grano de sal. «El gobierno seguramente reconoce la posibilidad de cancelación, pero nunca puede admitirlo», sentenció.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba